Rafaelillo: “En los momentos duros durante mi recuperación, el torero fue quien rescató a la persona”

El pasado lunes se presentó en el Hotel HO Ciudad de Jaén la corrida que va a tener lugar en la capital jienense el próximo día 27 de marzo. En dicho festejo, reaparecerá Rafael Rubio “Rafaelillo”, tras el percance sufrido en los Sanfermines de 2019. Por ese motivo, y coincidiendo con su 25º aniversario de alternativa (se cumplirá el 14 de septiembre), nos hemos sentado a charlar con el diestro murciano, que nos ha relatado cómo se encuentra de las lesiones sufridas en Pamplona, la intensa preparación que está llevando a cabo pensando en su regreso a los ruedos y las ilusiones con las que afronta la campaña de 2021.

Pregunta: Lo primero, ¿Cómo se encuentra físicamente del percance de Pamplona?

Respuesta: Gracias a Dios ya estoy recuperado. Sí que tengo unos dolores y unas molestias que creo que no desaparecerán, que las tengo asimiladas y asumidas. Las secuelas que hay las llevo yo, siento malestar en ciertos movimientos o gestos pero gracias a Dios no me impide a la hora de realizar mi profesión. Tuve la suerte de que el percance se produjera en Pamplona y de que Dios me diera la oportunidad de seguir viviendo.

Pregunta: En los momentos duros que ha vivido durante todo este tiempo, en la recuperación y rehabilitación del mencionado percance, ¿El torero ha tirado del hombre?

Respuesta: Sí. He tenido momentos muy, muy duros tanto física como anímicamente, con bastantes dudas, sin saber si podría volver a torear. Ahí fue cuando salió a relucir Rafaelillo, que rescató a la persona, a Rafael Rubio. Asumes las dificultades y los riesgos de esta profesión, y entonces es cuando uno se agarra a su vocación, al sentimiento que tiene como torero, que es lo que te hace resurgir y crecerte ante las adversidades.

Pregunta: Supongo que la provincia de Jaén será muy especial para usted ya que en ella se forjó como torero. El hecho de que su reaparición sea en la plaza de toros de Jaén, donde además ha cosechado triunfos importantes, incluido el indulto de un toro de Mª Luisa Domínguez Pérez de Vargas, ¿Tiene una particular carga emotiva para usted?

Respuesta: Yo tenía claro que mi vuelta a los ruedos debería tener un porqué y unas connotaciones especiales. El año pasado surgió lo de Arles, también porque Francia me ha dado mucho en mi carrera, además iba a ser con la ganadería de Miura, que era regresar con la misma divisa con la que sufrí el percance y a la que más veces me he enfrentado en mi carrera, pero por desgracia la Feria de Pascua de Arles tuvo que suspenderse debido a la pandemia, algo que me ha permitido recuperarme mejor. Después tuve otras ofertas para reaparecer en el año 2020 pero no se reunía esa motivación que yo quería. Ahora se ha dado la posibilidad de volver en Jaén, que para mí es muy especial, es una ciudad a la que se lo debo todo. En Jaén crecí como hombre y como torero, desde que comenzó a apoderarme el sobrino de Juan Ruiz Palomares y me acogió en su casa. Después pude torear en todos los pueblos y ferias de Jaén. Seguro que el 27 de marzo irán a la plaza muchos amigos y seguidores de la provincia, será un día muy bonito. El cartel además tiene cantidad de alicientes, empezando por la ganadería de Victorino Martín, a la que tengo un gran respeto y admiración, al igual que a mis compañeros, Rubén Pinar y Alberto Lamelas. Espero que sea una jornada importante también para el toreo, para que arranque la temporada 2021.

Pregunta: Si finalmente pueden darse los Sanfermines y hay acuerdo entre las partes, imagino que tendrá muchas ganas de volver a Pamplona.

Respuesta: Por supuesto. Pamplona para mí es muy especial, allí he vivido todas las sensaciones, desde el triunfo y la Puerta Grande hasta estar a punto de perder la vida en su plaza. Llevo a Pamplona en el corazón. Tengo una parte mí que es pamplonica y mucho más después de 2019. Le tengo mucho cariño a la ciudad, al equipo médico…, para mí reencontrarme con los Sanfermines será muy emocionante. Si se dan las circunstancias y puede ser este año, perfecto, si no habrá que esperar al año que viene.

Pregunta: Orientando ahora la conversación a su trayectoria como matador de toros, ¿Qué queda de aquel torero que tomó la alternativa en la plaza de su tierra el 14 de septiembre de 1996?

Respuesta: La ilusión y la inocencia, unido lógicamente a la experiencia y la sabiduría que te dan los años. La ilusión me ha hecho seguir luchando y preparándome para volver a los ruedos.

Pregunta: ¿En qué ha cambiado el toro que salía por chiqueros hace 25 años si lo comparamos con el que salta a los ruedos ahora en 2021?

Respuesta: Ha cambiado mucho, sobre todo en volumen y en tamaño. Ahora sale un toro mucho más grande y más serio, con el añadido además de que tiene mayor movilidad y bravura que aquél. Antes el animal tenía menos volumen y casta, ahora hay que estar muy preparado física, técnica y mentalmente para soportar esa exigencia.

Pregunta: ¿Es más difícil evolucionar y perfeccionar el toreo cuando tarde tras tarde te tienes que enfrentar a toros de una serie de ganaderías que, a lo mejor, no permiten tanto esa evolución?

Respuesta: Uno lleva dentro cosas como torero que quiere expresar pero que el animal que tienes delante no te permite hacerlo. Hay que acoplarse y darle al toro la lidia que te pide. Son corridas que artísticamente te limitan mucho, porque en contadas ocasiones te dejan desarrollar lo que llevas dentro, así como tampoco conseguir triunfar con la regularidad que quieres, ya que es casi imposible hacerlo todas las tardes. Hay muchos días que matas el lote que te ha tocado con torería y solvencia, te ganas ovaciones e incluso alguna vuelta al ruedo y, fundamentalmente, ganas el crédito y el respeto de los profesionales. Por todo esto, es importante enjuiciar siempre al torero según el toro que tiene enfrente.

Pregunta: Un toro y una plaza que recuerde de forma especial, por lo que sintió toreando, a lo largo de todos estos años.

Respuesta: La faena que ha marcado mi carrera en los últimos años ha sido la del toro “Injuriado”, de la ganadería de Miura, en la Feria de San Isidro de 2015. La espada se llevó la puerta grande pero la faena está en el recuerdo de los aficionados. Dar la vuelta al ruedo en Madrid y ver al público emocionado con lo que yo había podido expresar como torero ante un “Miura”, no lo puede decir todo el mundo.

Pregunta: Cuando un torero se rompe de verdad toreando, ¿Se llega a olvidar de todo, de la familia, del propio cuerpo, y sólo le importa lo que está sintiendo en ese instante con el astado que tiene delante?

Respuesta: Cuando se consigue eso y te olvidas de todo, de la familia, del cuerpo, que es lo más valioso que tienes, es cuando surge la magia del toreo, algo que es muy difícil de lograr.

Pregunta: Después de tantos años de trayectoria profesional, ¿Se siente respetado y admirado por la afición, por sus compañeros, por la prensa, por el mundo del toro en general?

Respuesta: Sí. Desde hace unos años he comenzado a sentir el respeto de mis compañeros, de los aficionados, de la prensa… Ahora se está valorando mi carrera, todo lo que llevo conseguido. Matar esa clase de corridas en las ferias más importantes de España, Francia y América y mantenerme ahí no es nada sencillo. Ese respeto es fundamental para continuar haciendo esfuerzos porque ese circuito es muy duro, y a veces, ingrato. Cuando se siente ese cariño y ese calor te sirve para venirte arriba en los momentos complicados.

Pregunta: El público que acuda esta temporada a ver a Rafaelillo, ¿Qué torero se va a encontrar?. Lógicamente verá la entrega y la disposición que han sido seña de identidad en su carrera pero este período sin torear, ¿Le ha hecho ahondar y profundizar más en su concepto del toreo, alcanzar unas cotas que antes no había conseguido?

Respuesta: Eso habrá que verlo. Está claro que es una etapa distinta. Si creces como persona y como ser humano también lo puedes hacer como torero. Espero que todo lo que he sentido y estoy sintiendo como persona lo pueda expresar y transmitir como torero y como artista en la plaza, siempre y cuando el toro ofrezca un mínimo de posibilidades.

Pregunta: Para concluir y de cara a la temporada 2021, ¿Qué planes tiene?. A partir del 27 de marzo en Jaén,¿La idea es torear en todas las plazas que quieran contar con Rafaelillo, incluidas las de primera categoría, las plazas de Francia donde tiene mucho cartel…?

Respuesta: Yo estoy dispuesto y preparado para torear, para todo aquel que desee contratarme. Trataré de seguir dando motivos para ilusionar al aficionado.

Foto: Teseo Comunicación

A %d blogueros les gusta esto: