Puerta grande de Adrián Henche y Víctor Hernández en Guadalajara

Coso de Las Cruces de Guadalajara. Primer festejo de la Feria de Primavera. Novillada con picadores. Lluvia intermitente. Un cuarto de entrada. Utreros de Polo Sáiz, manejables en conjunto. El mejor el 5º.

Adrián Henche (Verde esperanza y oro): 1 oreja y 1 oreja.

Víctor Hernández (Rosa palo y oro): 1 oreja con petición de la segunda tras aviso y 1 oreja tras aviso.

Álvaro Sánchez (Blanco y oro con remates negros): Vuelta al ruedo y 1 oreja tras aviso.

Saluda tras parear al quinto Roberto Ortega.

Adrián Henche y Víctor Hernández han salido a hombros esta tarde en la novillada con picadores celebrada en el Coso de Las Cruces de Guadalajara, con la que se abría la Feria de Primavera de la ciudad alcarreña. Buen encierro, en conjunto, de Polo Sáiz, con un novillo de alta nota, el que ha salido en quinto lugar.

La primera oreja del festejo la ha paseado Adrián Henche del ejemplar con el que ha comenzado el espectáculo, novillo que ha hecho buena pelea en varas pero venido a menos en la faena de muleta. Henche le deja la pañosa en la cara para tirar de su embestida, ganándole un paso para evitar que el animal huyera. Media estocada tendida. Una oreja.

El cuarto ha presentado mayores dificultades, echando la cara arriba, protestando y metiéndose para adentro. Muy dispuesto ha estado con él Adrián Henche, poniendo toda la carne en el asador y sacándole todo lo que tenía al de Polo Sáiz. Pinchazo y estocada desprendida. Una oreja.

Grata impresión la que ha causado esta tarde Víctor Hernández, demostrando claridad de ideas y buen concepto del toreo. Su primero no ha estado sobrado de raza pero el joven novillero ha sabido dejarle el trasto adelante para no dejarle otra opción a la res que seguir la muleta. Los mejores momentos del trasteo llegan al manejar la mano izquierda. Concluye en terrenos de cercanías con circulares. Estocada algo trasera. Una oreja con petición de la segunda tras aviso.

El quinto ha sido el mejor novillo de la tarde, destacando su fijeza, humillación y clase. Frente a él, Víctor Hernández ha firmado una faena de altos vuelos, exhibiendo sus armas como torero: temple, entrega y pureza. Series soberbias por ambos pitones, si bien el astado de Polo Sáiz tenía mejor condición por el lado derecho. Termina su actuación con circulares, un desplante arrojando la muleta y unas ajustadas bernadinas, como broche final. Estocada defectuosa y estocada delantera. Una oreja tras aviso.

El tercero ha presentado, igualmente, buena condición pero algo pegajoso, sin terminar de salirse de la muleta. Muy dispuesto y entregado Álvaro Sánchez en los tres tercios, ya que también ha colocado banderillas. En la parte final del trasteo llega más a los tendidos con molinetes de rodillas. Estocada defectuosa. Vuelta al ruedo.

No ha sido fácil el sexto puesto que tendía a echar la cara arriba y exigía que se le perdieran pasos entre uno y otro muletazo para que éste no se sintiera agobiado y repitiera más. Enfibrado y con muchas ganas Álvaro Sánchez que, por momentos, ha conseguido solventar las complicaciones de su oponente. Aunque la espada no ha viajado al primer intento, ha paseado un apéndice tras escuchar un recado presidencial.

Al final de la novillada, Adrián Henche y Víctor Hernández han salido a hombros por la puerta grande.

Foto: Prensa Coso de Las Cruces

A %d blogueros les gusta esto: