Francisco de Manuel, Borja Ximelis y Álvaro Seseña el 8 de septiembre en Valdemorillo

La novedad del formato llevada al cartel por el Ayuntamiento con esta novillada picada ya ha despertado gran expectación, interés que también acompaña el anuncio de los dos encierros que le servirán de prólogo llevando el vértigo entre talanqueras con las carreras que se sucederán a última hora de la noche del viernes y sábado en un fin de semana que, como destaca el Alcalde, Santiago Villena, “nuestro ruedo de La Candelaria recupera su irrenunciable y firme apuesta por el toro y La Fiesta”.

A las 18,30 horas será el paseíllo del festejo programado para el domingo que cierra las celebraciones locales en honor a la Natividad de la Virgen. En breve, el Consistorio informará del precio y venta de localidades.

En cuanto a los encierros, que se correrán por la tradicional manga que lleva del centro urbano al coso, se iniciarán en torno a las 0,15 horas, procediéndose a continuación a la suelta de reses para diversión de peñas, mozos y público en general.

El Desafío de Encastes que llevará a los toriles de La Candelaria tres novillos del hierro de Flor de Jara y otros tres con el marchamo de Manuel Quintas sigue despertando expectación, confirmado así lo atractivo de un cartel que ahora da conocer al completo el Ayuntamiento de Valdemorillo, haciendo que el interés se extienda también a la terna que se medirá en esta novillada picada, un trío de auténticas promesas. Abriendo paseíllo, Francisco de Manuel, el madrileño que sigue bien alto en el escalafón. Triunfador absoluto en 2018 y consciente siempre “que en el toreo hay que mandar”, viene de pasear oreja en Collado Villalba y con la determinación de vérselas con el que le caiga en suerte de los santacolomas de la verde y roja, divisa que tanto le gusta “por el ritmo y humillación que brindan los de Flor de Jara”, haciendo valer faena también ante los de encaste Martínez que lucen la blanca y azul los Quintas.

Pero además, ésta será la tarde en la que poder ver al joven Borja Ximelis, que este pasado julio debutó en Las Ventas mostrando buena actitud y brillando su disposición con las banderillas. Este mismo 6 de agosto las críticas han vuelto a resaltar su arte y torería al natural, mostrados ante la afición de su tierra alicantina y de los que se espera dé prueba nuevamente en el albero valdemorillense. Y cerrando cartel, Álvaro Seseña, que tiene fresco aún su estreno en el escalafón con caballos, al que llegó el pasado mayo paseando apéndice en esta su primera actuación con tercio de varas incluido. Hijo del matador de toros José Luis Seseña, seguro buscará aprovechar la ocasión para demostrar el torero que también él lleva dentro, dominando engaños y transmitiendo al tendido.

Hecha pública esta “terna con mayúsculas” por lo que puede deparar en el redondel, el festejo que dará comienzo a las 18,30 horas del domingo 8 de septiembre rubrica la importancia que se ha querido dar a esta novillada, a celebrar en el marco de las celebraciones en honor de la Natividad de la Virgen, de modo que, como resalta el Alcalde, Santiago Villena, “esta nueva cita con La Candelaria demuestre la irrenunciable apuesta de Valdemorillo por el toro y la Fiesta”.

De hecho, la novedad del formato que representa anunciar sendos encastes, viendo las reses en sorteo no sólo bajo la Cubierta sino también corriendo en el segundo de encierros nocturnos en programa, “constituye ya una prueba de la voluntad de este Ayuntamiento de revindicar el lugar que nos corresponde en el panorama taurino, por afición y por historia”.

Las talanqueras, como expresión de la vertiente más popular de estos festejos, volverán pronto así a trazar la manga para que también ahora en septiembre se corran toros en esta villa siguiendo el trazado habitual que lleva del mismo centro urbano al coso. Primero, los más decididos se las verán avanzando junto a toros de capea despidiendo ya la noche del viernes 6, más exactamente a partir de las 0,15 h. Un día después, culminando el sábado 7, y a la misma hora, las miradas seguirán en carrera a los novillos que se lidiarán el domingo. Y para hacer aún más completos ambos encierros, a su término se podrá disfrutar de una suelta de reses para mayor diversión de peñas, mozos y demás asistentes.

En cuanto al precio y venta de localidades, el Consistorio informará en breve, así de las medidas relativas a la ordenación del tráfico que implicará la presencia de los palos en las calles. En este sentido, y como asegura el Concejal de Seguridad y Movilidad, Miguel Partida, “el Ayuntamiento ya tiene todo previsto, de modo que se registren las menores molestias posibles, al tiempo que la población disfruta de un fin de semana intensamente festivo como el que hemos preparado”.

Prensa Excmo. Ayto. de Valdemorillo

A %d blogueros les gusta esto: