Fallece el Maestro Miguel Báez Espuny “Litri”

Esta noche ha fallecido en Madrid a la edad de 91 años el Maestro Miguel Báez Espuny “Litri”.

Litri había nacido en la localidad valenciana de Gandía el 5 de octubre de 1930. Era hijo de Miguel Báez y hermano de Manuel Báez, corneado mortalmente en Málaga en 1926. Mató su primer becerro en Manzanilla (Huelva) el 1 de junio de 1947, vistiendo su primer traje de luces en Valverde del Camino. En 1948 tomó parte en 17 novilladas, ascendiendo a 114 en 1949, formando pareja novilleril con Julio Aparicio.

Ese número bajó a 80 novilladas en 1950, doctorándose el 12 de octubre de ese año en Valencia, de manos de Joaquín Rodríguez “Cagancho”, y con Julio Aparicio, que también tomó la alternativa en dicha jornada, de testigo. El toro del doctorado se llamó “Pendolito”, de Antonio Urquijo. En 1951 intervino en 67 corridas, confirmando alternativa en Las Ventas el 17 de mayo, ejerciendo de padrino Pepe Luis Vázquez y de testigo Antonio Bienvenida, ante reses de Bohórquez. Ese día cortó una oreja, consiguiendo un triunfo aún más rotundo los siguientes 21 y 28 de junio. Tras torear algunas funciones en plazas mexicanas, regresó a España, comenzando la nueva temporada, la de 1952, el 16 de marzo, y sumando un total de 59 paseíllos. Triunfa en Madrid ese año, tanto el 18 de junio como el 25 de septiembre, anunciando su retirada de los ruedos esa campaña, tras participar en una corrida el 12 de octubre en Valencia.

Durante los años 1953 y 1954 estuvo alejado de los ruedos, regresando el 24 de julio de 1955 en Valencia, seguidas de una veintena de citas más. Su paso por la Feria de San Isidro de 1957 resultó triunfal, paseando trofeos los días 13, 14 y 16 de mayo. En 1958 no actuó en cosos españoles, y tan sólo en cuatro ocasiones en 1959. Vuelve a lucir el chispeante en cosos americanos, en concreto el 7 de septiembre de 1963 en Bogotá, seguidos de los de Medellín y Bucaramanga. Toreó, nuevamente, en España el 2 de marzo de 1964 en Castellón, cortándole la oreja a un toro de Urquijo de Federico. Esa temporada actuó en 68 ocasiones en plazas españolas, En 1965 no pudo torear debido a la lesión sufrida al inicio de la campaña en un festival benéfico en Huelva, fracturándosele una apófisis de vértebra. Reapareció ya en 1966, diciendo adiós al público madrileño el 10 de diciembre de 1967, en un festival a beneficio de la Campaña de Navidad. Saliendo por última vez en hombros del coso de la calle Alcalá. En 1968 tan sólo toreó dos corridas, ambas en Huelva, el 2 y el 3 de agosto, con motivo de la inauguración de la nueva plaza de toros. El 21 de febrero de 1971 participó en un festejo en Las Palmas de Gran Canaria, al lado de Curro Romero y el rejoneador Álvaro Domecq.

Desde ese momento, ya tan sólo actuó en festivales benéficos, salvo para la reinauguración del Coso de la Merced de Huelva, el 29 de julio de 1984, junto a Curro Romero y Pepe Luis Vázquez, paseando las dos orejas del segundo toro de su lote, de la divisa de Jandilla, y el siguiente 5 de agosto, también en Huelva, para doctorar a Sebastián Borrero “Chamaco”. El último paseíllo lo trenzó en Nimes, el 26 de septiembre de 1987 para otorgarle la alternativa a su hijo Miguel. Ese día obtuvo un trofeo de un toro de Jandilla.

A %d blogueros les gusta esto: