Doble puerta grande en Ciudad Real

Plaza de toros de Ciudad Real. Tercer festejo de la Feria de la Virgen del Prado. Corrida de toros. Media entrada. Cinco ejemplares de Torrehandilla y uno (6º) de Torreherberos, bajos de casta y algunos desarrollando sentido en el tercio final. Los mejores 1º, 3º y 4º.

Aníbal Ruiz (Verde esperanza y oro): 1 oreja y 1 oreja.

Sebastián Castella (Negro y oro): Silencio al ser apuntillado el toro y Saludos.

Daniel Luque, que sustituía a El Fandi (Caña y azabache): 2 orejas y Saludos.

Como ya se hizo los anteriores días de Feria, suena el Himno de España al terminar el paseíllo.

Por encima de la corrida han estado esta tarde los tres diestros en Ciudad Real, solventando la papeleta con oficio y recursos a pesar de que algunos de los toros han sacado complicaciones, caso de quinto y sexto.

En conjunto, el mejor lote se lo ha llevado Aníbal Ruiz que ha saludado al primero de la suelta con una larga cambiada en el tercio. El animal tenía nobleza pero poca fuerza, por eso el torero de Alcázar de San Juan lo conduce a media altura, aliviándolo a la salida del muletazo. De esta forma, le hilvana varias series con la mano derecha en las que poco a poco baja algo más el engaño. Cierra al toro para entrar a matar con muletazos al paso, llenos de torería. Pinchazo y estocada desprendida. Una oreja.

Noble ha sido también el cuarto pero salía desentendiéndose de la suerte en el tramo final del muletazo. Muy bien lo entiende Aníbal Ruiz, no quitándole la pañosa de la cara y llevándolo a su altura, sin molestarlo. Cuando se para, se mete entre los pitones el diestro manchego, ejecutando circulares y unas manoletinas que ponen el punto y final a su labor. Pinchazo y estocada desprendida. Una oreja.

Faena extremadamente templada ha sido la que ha dejado Daniel Luque frente al tercero, un animal con buena condición pero al que las fuerzas no le acompañaban en demasía. Luque lo cuida, le da sus pausas y sus tiempos para no agobiarlo y lo pasa de muleta casi acariciando la embestida, con enorme suavidad en los cites y en los toques. Luquesinas y desplante final. Estocada arriba. Dos orejas.

El sexto ha sido prácticamente imposible de hacerle una faena al uso de hoy en día, ya que desarrolla sentido durante el tercio de banderillas, poniéndoselo muy difícil a los subalternos, cortando su recorrido y apretando hacia tablas. Daniel Luque abrevia frente a él, no cabía hacer otra cosa. Estocada caída. Saludos.

Sebastián Castella casi ha quedado inédito esta tarde en Ciudad Real, puesto que el segundo del festejo se lesiona en una mano justo al comienzo de la faena de muleta del torero francés, teniendo que ser apuntillado. Y el quinto ha sido un astado protestón, con genio y aspereza en el último tercio. Lo intenta Sebastián Castella por ambos pitones, dejándolo para el arrastre de estocada trasera y descabello. Saludos.

Los nombres propios de las cuadrillas son Ignacio Sánchez (Aníbal Ruiz) y Santiago Pérez (Sebastián Castella) con la vara y con los palos José Chacón y Rafael Viotti (Sebastián Castella) que saludan, y Juan Contreras y Raúl Caricol (Daniel Luque).

Aníbal Ruiz y Daniel Luque salen a hombros a la conclusión de la corrida.

A %d blogueros les gusta esto: