Curro Díaz y Colombo, a hombros en Santisteban del Puerto

Plaza de toros de Santisteban del Puerto (Jaén). Corrida de toros con motivo de las Fiestas de Pascuamayo. Dos tercios de entrada. Astados de Samuel Flores y Manuela Agustina López Flores. En general faltos de casta.

Rafael Rubio “Rafaelillo” (Nazareno y oro): Saludos y Saludos.

Curro Díaz (Grana y oro): 2 orejas y 1 oreja.

Jesús Enrique Colombo (Corinto y oro): 2 orejas y 1 oreja tras aviso.

Muy por encima de la corrida ha estado la terna de espadas esta tarde en la plaza jienense de Santisteban del Puerto, resolviendo con suficiencia las complicaciones que han sacado los animales.

El segundo del festejo, aún con falta de raza y de ritmo en las embestidas, le ha permitido a Curro Díaz hilvanar una faena de nivel, cuajando los mejores pasajes de la misma con la mano derecha. Algunas trincherillas y algunos pases de pecho han sido de cartel, con la firma de la casa. Buena estocada. Dos orejas.

Frente al quinto no ha podido lucirse tampoco con el capote el matador de Linares, puesto que el astado se ha frenado de salida. Ya en la faena, le extrae algunas series de muletazos muy estimables, ejecutadas con su personal sello. Mejores las logradas con la zurda. Estocada caída. Una oreja.

Con un buen ramillete de verónicas ha saludado Jesús Enrique Colombo al tercero de la suelta, prosiguiendo después, tras el paso por el peto, con un quite por chicuelinas. Todo disposición y entrega del torero venezolano tanto con las banderillas como posteriormente con la muleta, sacando la raza que le ha faltado a su oponente, que ha terminado rajado. Estoconazo. Dos orejas.

Nuevamente se luce con el percal Colombo ante el último de la función. Se deja llegar mucho el toro en banderillas. Éste llega al tercio final gazapón y reponiendo, exigiendo al torero firmeza y poder. Eso es, precisamente, lo que hace Jesús Enrique Colombo, además de emplear una buena técnica para sacarle todo lo que su antagonista tenía dentro. El toro se lesiona en una mano en el tramo postrero del trasteo, tomando por ello el acero. Estocada arriba y dos golpes de verduguillo. Una oreja tras aviso.

Sobrado de oficio ha estado Rafaelillo con el primero de la tarde, ejemplar que nunca venía entregado ni metido en los trastos. A base de sobarlo y de tragarle, el diestro murciano logra varias tandas de mérito, sobre todo por el pitón izquierdo. Pierde pie al entrar a matar, por lo que la espada cae atravesada, necesitando después dos descabellos. Saludos.

El cuarto le ha ofrecido aún menos posibilidades de triunfo a Rafael Rubio, siempre dando cabezazos, intentando atrapar la pañosa. Áspero y difícil el de Samuel Flores. Estocada arriba. Saludos.

Curro Díaz y Jesús Enrique Colombo han salido a hombros por la puerta grande.

Foto: Prensa Jesús Enrique Colombo

A %d blogueros les gusta esto: