Álvaro Ruiz y Lalo de María cortaron un rabo en el prólogo de Murcia

Fueron los más destacados en el festejo de las escuelas taurinas

El alumno de la Escuela de Murcia Álvaro Ruiz y el francés Lalo de María fueron los triunfadores del festejo sin picadores que ha abierto hoy la Feria de Murcia al cortar dos orejas y rabo cada uno. También tocaron pelo Julio Alguiar, Javier de Camps y Abraham Segura.

Se lidiaron astados de Juan Ruiz, manejables.

Julio Alguiar, Escuela Taurina de Malaga, oreja.
Borja de Noé, Escuela Taurina Región de Murcia, silencio.
Javier de Camps, Escuela Taurina de Valencia, oreja tras aviso.
Abraham Segura, Escuela Taurina de Alicante, oreja.
Álvaro Ruiz, Escuela Taurina de Murcia, dos orejas y rabo.
Lalo de María, Escuela Taurina de Navas del Rey, dos orejas y rabo.

Comentario:

Julio Alguiar mostró soltura y buen estilo en el manejo del capote en el primero de la tarde, con lances ganando terreno. Con la muleta supo recoger la embestida del astado y ligar buenas series con la derecha a un novillo repetidor. Cuando intentó el toreo zurdo el novillo se rajó por completo. Mató de estocada al segundo intento y resultó arrollado sin consecuencias. Cortó una oreja.

Borja de Noé encontró mucha complicación de salida en el primero de su lote, que lo volteó en el recibo de capa. Con la muleta se acopló mejor con la zurda, el mejor pitón del toro, por donde logró ligar algunas tandas apreciables. Mató mal y fue silenciado.

Javier de Camps dejó algún detalle con el capote, como la media de remate. Con la muleta dio una buena serie con la derecha antes de resultar volteado. Se recompuso bien y sobresalió en las series al natural con un novillo que se dejaba más por ese lado. No estuvo fino con los aceros pero le fue concedida una oreja tras escuchar aviso.

Abraham Segura recibió al cuarto con una larga cambiada y estuvo variado de capa. Mostró desparpajo y buen gusto con la muleta cuando le dejó un novillo rajado al que entendió muy bien. Los mejores momentos llegaron con la derecha, componiendo bien y logrando algunos muletazos desmayado. Mal con los aceros, cortó una oreja.

El otro alumno de la Escuela de Murcia, Alvaro Ruiz, dejó buena impresión cuando ligó buenas series con la derecha. Su buen sentido del temple fue clave para aprovechar las buenas embestidas de su oponente hasta que este se rajó. Hizo una faena muy completa, mató a la primera y cortó los máximos trofeos.

Lalo de María ya se lució en el quite que hizo al quinto novillo. También toreó templado con el capote al sexto, que brindó al público. Con la muleta demostró que tiene temple, logrando momentos de auténtica despaciosidad. Si a esto se une que compone muy bien y tiene gusto, el francés, hijo de María Sara, se perfila como un novillero interesante. Cuajó una faena muy redonda y cortó dos orejas.

Fotos: Sotomayor / Plaza de Toros de Murcia

Toromedia Comunicación

A %d blogueros les gusta esto: